Gracias es una frase tan hermosa. Cuando dices gracias, hace un mundo de diferencia. Investigaciones recientes sugieren que la descortesía en el lugar de trabajo se está convirtiendo rápidamente en un dilema creciente para las empresas y organizaciones. La falta de civismo en el lugar de trabajo va en aumento, incluido un aumento de los malos modales, la mala educación, la mala educación, la vulgaridad y la falta de respeto.

En 1999, los investigadores Pearson, Andersson y Porath de la Escuela de Negocios de la Universidad de Carolina del Norte determinaron que la falta de civismo en el lugar de trabajo puede afectar las ganancias de la empresa debido a la pérdida de productividad y la rotación de empleados. Sus estudios indicaron la importancia de este impacto de la siguiente manera:

Las personas que experimentan un comportamiento grosero en el trabajo:

  • Dejar de trabajar (12%)
  • Perder tiempo de trabajo (52%)
  • Disminuir deliberadamente su esfuerzo laboral (22 %)

Sin embargo, el resultado más preocupante fue que más del 78% de los encuestados dijo que este tipo de comportamiento ha empeorado en la última década.

¿Por qué decir gracias?

  1. Esto demuestra que valoras la cortesía y los buenos modales. Dar gracias por algo que has recibido, por pequeño que sea, es una gran forma de comunicarte. Muestra comprensión y fomenta la recepción y aceptación positivas.
  2. Promueve la buena salud y un estilo de vida exitoso. Extender la cortesía común a los demás demuestra madurez y autoestima saludable.
  3. Es fundamental para las relaciones interpersonales sólidas y la construcción de una buena relación. Realmente no se necesita mucho para ser cordial con los demás, diciendo por favor y gracias mientras lleva a cabo sus responsabilidades comerciales y laborales.

Cómo formar un hábito de gratitud

  1. Aprenda y practique la etiqueta de trabajo adecuada. Vuelva a lo básico y concéntrese en cómo puede hacer que su lugar de trabajo sea un entorno más agradable para todos: jefes, empleados y clientes. Reconoce a cada persona que conozcas de alguna manera, incluso si es solo un contacto visual, un asentimiento o una sonrisa.
  2. Concéntrese en crear experiencias placenteras y placenteras para todos los que interactúan con usted. Sea amable y considerado. Tenga cuidado con el comportamiento incívico. Cada día te enfrentas a situaciones que te permiten mostrar cortesía y consideración por los demás. Sea proactivo y aproveche cada oportunidad para ser cordial.
  3. minimizar cualquier Todo es acerca de mi Tendencias. En vez de Haz a los demás lo que te gustaría que te hicieran a ti mostrando empatía y encontrando oportunidades para aumentar su conexión. Recuerda cómo te sientes cuando alguien te insulta o es grosero contigo. Piense en lo que puede hacer para mejorar el civismo en su unidad de trabajo, equipo o departamento. Entonces, ¡solo hazlo!
  4. Sea sincero y genuino. Sus esfuerzos deben ser honestos y sinceros. Ser cortés no viene de tu cabeza, viene de tu corazón. Si tus acciones no coinciden con tus palabras, tus esfuerzos serán en vano.

Nunca subestimes el poder de un Gracias! ¡Tómese el tiempo para reconocer y extender la cortesía a alguien hoy!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Related Posts